La Orden Franciscana Seglar se rejuvenece y vuelve a celebrar cultos

John Suárez, a la izquierda, y Pedro María Núñez, secretario de la Orden Franciscana Seglar. / A. Quintero
...

[box] Un palentino y un colombiano, que han colaborado con onegés, se forman en una histórica cofradía que ahora tiene 23 hermanos[/box]

John Suárez, a la izquierda, y Pedro María Núñez, secretario de la Orden Franciscana Seglar. / A. Quintero
John Suárez, a la izquierda, y Pedro María Núñez, secretario de la Orden Franciscana Seglar. / A. Quintero

La historia de la Semana Santa de Palencia es rica en la memoria de imágenes desaparecidas, actos penitenciales que ya no se celebran y cofradías que ya no desfilan pero que se mantienen vivas, e incluso buscan rejuvenecerse. En este último grupo hay que enmarcar la Orden Franciscana Seglar Fraternidad de San Francisco de Asís, que hasta el papado de Pablo VI se denominaba Venerable Orden Tercera Franciscana. Heredera directa de este gran santo, amigo de los pobres y de los animales y que ahora inspira al actual Papa, esta histórica cofradía penitencial tiene 23 hermanos, de los que apenas ocho están activos, aunque la savia nueva ha llegado a través de dos novicios en formación, el palentino Rafael Pérez Herrero, de 51 años, y el colombiano de Medellín John Suárez Pérez, de 45.

La juventud de ambos novicios en relación con la edad del resto de los hermanos está permitiendo también limpiar y arreglar la pequeña y hermosa capilla que poseen junto a la iglesia de San Francisco, donde se conserva una extraordinaria talla de la Virgen de la Piedad, del siglo XVII y de la escuela de Gregorio Fernández, que desfiló en la Semana Santa palentina por última vez a finales de los años noventa del siglo pasado y también en los primeros años del XXI, entre 1998 y2002.

Estos pequeños retoques en el templo permitirán reabrirlo esta Semana Santa para celebrar los actos litúrgicos propios de la pasión, muerte y resurrección de Cristo después de un año, 2014, en que no se organizaron. «Los hermanos ya somos mayores y en el entorno de nuestra capilla hay muchos cultos, San Francisco, la Soledad, San Lázaro y las Claras. Para nosotros tener la capilla abierta era complicado, pero nos arrepentimos y este año volvemos a abrirla para celebrar los actos», explica Pedro María Núñez, secretario de la Orden Franciscana Seglar.

Esta orden fue erigida en Palencia en 1256 al amparo del convento de San Francisco que se había creado entre 1246 y 1247 promovido por el obispo Tello Téllez de Meneses. Poco se sabe de los primeros siglos de esta hermandad porque dos incendios producidos en la iglesia de San Francisco en 1580 y 1659 destruyeron los archivos. En 1562 la Orden Tercera compra a los frailes franciscanos el refectorio antiguo del convento para construir su capilla, un pequeño templo de estilo barroco que posee importantes y desconocidas obras de arte, como la citada Piedad o ‘El martirio de San Bernardo de Vergara’, fechado en 1662.

...

La Orden Tercera Franciscana dejó de participar en las procesiones de Semana Santa en 1973 por falta de hermanos terciarios, aunque volvió a desfilar en 1998, aunque de la mano de un grupo de jóvenes entusiastas de San Francisco que pronto se organizaron como asociación de amigos, que fue el origen de la actual Hermandad Franciscana de la Virgen de la Piedad, que se creó en el año 2003. Desde entonces, la Orden Seglar Franciscana ha permanecido relegada en la Semana Santa por el escaso número de hermanos y su elevada edad. La actual junta directiva está dirigida por la ministra, Sara María Hervella, y ejerce de asistente espiritual Eduardo Herrero Durántez.

La situación de la cofradía llevó a su junta directiva en octubre de 2009 a ofrecer «nuestra bella capilla franciscana para todas aquellas personas interesadas que quieran decir una misa de familia por sus difuntos, entierros, comuniones, bodas y demás actos religiosos», según se recoge su página de Internet.

Rafael Pérez Herrero y John Suárez Pérez, los dos novicios seglares, se proponen ahora revitalizarla. El primero ha sentido devoción desde niño por San Francisco y una de sus actividades de siempre ha sido ayudar a los pobres. «Mi actividad se ha desarrollado conforme a un santo que se acercó tanto a Jesús que llegó a sufrir sus estigmas», asegura Rafael Pérez, que ha colaborado con Acremif desde sus comienzos y con los Amigos de los Animales, además de viajar también como voluntario a las peregrinaciones de Lourdes. «Quiero marcharme a las misiones, pero necesito humildad y una base espiritual que me la están proporcionando los franciscanos», añade el novicio terciario. «Toda la vida he sido voluntario, ayudando al prójimo en otras organizaciones. En la Orden Tercera no hay requisitos, soy libre», explica para justificar su elección por esta hermandad.

El colombiano John Suárez Pérez, que es licenciado en Educación Artística, se considera un «misionero del mundo». «De San Francisco siempre me animó que ayudaba a los pobres y estaba con los pobres», explica. Suárez no oculta su satisfacción por la actuación del papa Francisco, «que quiere revitalizar los valores franciscanos». Por esta razón, John Suárez prevé viajar a Roma el 8 de diciembre para asistir a la solemne apertura del Año Santo de la Misericordia anunciado por Francisco. Asimismo, Suárez Pérez lanza un llamamiento a los jóvenes para que se acerquen el espíritu franciscano de la Orden Seglar.

Los novicios en formación trabajan estos días para preparar la capilla, donde, han instalado una representación de la Pasión con pequeñas figuras, como si de un belén navideño de tratara. No falta la última cena, el camino del Calvario o la resurrección.

La de San Francisco de Asís no es la única fraternidad franciscana seglar que funciona en Palencia. La otra es la de María Reina Inmaculada, que se encuentra en la parroquia homónima, en el barrio de San Juanillo, regentada por los franciscanos menores conventuales.

El Norte de Castilla

San Francisco y el Jubileo de la Misericordia

Oficio franciscano de la Pasión del Señor